Cofepris alerta por alto nivel de materia fecal en playas de Acapulco

El secretario de Salud de Guerrero niega riesgos para vacacionistas

0 465

Acustik Noticias

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) alertó que cinco playas de Acapulco, Guerrero, no se consideran aptas para bañistas por un alto nivel de bacterias enterococos.

Este indicador revela la contaminación fecal en el agua, según el organismo, y en los lugares que se señalaron rebasan el límite permitido.

Caletilla, Hornos, Carabalí, Manzanillo y Sauve son las playas que Cofepris señaló con mayor cantidad de materia fecal, destacando la última por tener 3 mil 958 enterococos por cada 100 mililitros de agua de mar.

La Cofepris estableció, con base en la Organización Mundial de la Salud (OMS) que el límite es de 200 NPM/100 ml.

Después de Sauve, Caletilla se posiciona como la segunda playa más contaminada con mil 607 enterococos por cada 100 mililitros, le sigue Hornos y Carabalí, con 657, y la quinta es Manzanillo con 616.

La Cofepris analizó en laboratorio 2 mil 100 muestras de agua de las playas que tienen mayor número de visitantes en todo el país.

La dependencia hizo un estudio en 273 playas de diecisiete estados costeros, en donde se encuentran los principales sitios turísticos de México.

A pesar de que 268 playas se consideran aptas para uso recreativo, algunas se encuentran en los límites como José Martí en Veracruz y Pie de la Cuesta en Acapulco.

El informe de la Cofepris se publicó el lunes 8 de julio y revela que las playas de Guerrero incrementaron sus índices de bacterias fecales, ya que en abril solo dos lugares fueron considerados con alto nivel de toxicidad y estaban etre los 191 y 183 NMP/100 ml.

A pesar de esto, el titular de la Secretaría de Salud de Guerrero, Carlos de la Peña Pintos, negó que las playas señaladas por el organismo federal no sean aptas para vacacionistas.

El funcionario local mencionó que el resultado pudo estar influido por el ‘arrastre de desechos sólidos desde las partes altas de la ciudad por las recientes lluvias’.

De la Peña agregó que las condiciones del mar son cambiantes y el movimiento del agua aleja contaminantes, por lo que los niveles de enterococos ya bajaron según un monitoreo reciente que se realizó en dichos lugares.

Las propias corrientes de agua que existen en nuestras playas hacen que esto estén constantemente variando, hay que entender que es un momento determinado, en un tiempo determinado que se encontró esto, pero se aplican las medidas correctivas coordinadamente con el municipio y no requieren ninguna alerta, ninguna alarma” [sic].

Con información de Excélsior, Infobae y El Sol de Acapulco.

Fotografía: El País.

Comentarios
Cargando...