Autoridades sanitarias inspeccionan albercas en Sinaloa para evitar infecciones

0 100

Luis Bello | Acustik Noticias

El Gobierno de Sinaloa, a través de la Comisión Estatal para la Prevención Contra Riesgos Sanitarios de Sinaloa (COEPRISS), informó sobre acciones emprendidas recientemente para detectar la presencia en albercas y balnearios de la llamada amiba de Vida Libre, la cual es un protozoario 100% mortal, introduciéndose por medio de las fosas nasales y oídos, llegando al cerebro donde provoca una meningoencefalitis.

Las acciones se realizarán en esta época de vacaciones, donde los centros de diversiones acuáticos registran una mayor afluencia de visitantes; incluso, muchos llegan de estados aledaños como Sonora, Chihuahua, Durango o Nayarit.

El titular responsable de la COEPRISS, Jorge Alan Urbina Vidales, reveló que al día de hoy se han censado alrededor de 213 albercas, localizadas en las principales ciudades del estado. Según el directivo, el objetivo de las verificaciones sanitarias en las piscinas es constatar la higiene que mantienen, así como la seguridad brindada a los visitantes.

El control sanitario busca evitar las enfermedades de la piel, mucosa y digestivas, todo para hacer valer la Norma 245-SSA1-2010, la cual regula el adecuado funcionamiento aséptico de este tipo de instalaciones.

El funcionario también profundizó en la importancia de llevar a cabo este tipo de controles en las instalaciones de recreación y deporte, aunado a un mejor monitoreo de parámetros químicos y biológicos que puedan garantizar una mínima calidad en el agua.

De acuerdo a la Comisión Federal de Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), los dueños y responsables de albercas y centros acuáticos, deben asegurar que sus instalaciones cumplan con un mínimo de requisitos sanitarios. Entre los más esenciales está el empleo de bitácoras de aplicación de cloro en el rango de 1.5-5 ppm, higiene y limpieza de estos centros acuáticos, tener un plan de evacuación ante un posible accidente y la adecuada circulación del agua, es decir, que no se estanque y por tal, desprenda mal olor y acumule gérmenes, virus o bacterias. La dependencia federal también contempla, la prohibición de mascotas a la entrada de los clubes o centros acuáticos, de cualquier tipo.

Adicionalmente, se informó que las ciudades más monitoreadas son Mochis, Culiacán y Mazatlán.

Con información de Línea Directa, Debate y La Voz de la Frontera
Fotografía con imágenes de Edy, Flickr y Así sucede

Comentarios
Cargando...