Ismael El Mayo Zambada: el verdadero líder del Cártel de Sinaloa

0 1,130

Acustik Noticias

Ciudad de México. 14 de noviembre de 2018.- El pasado 13 de noviembre el abogado de Joaquín Guzmán Loera El Chapo, Jeffrey Lichtman, externó una serie de declaraciones ante el jurado en Nueva York que cimbraron desde la sierra de Sinaloa hasta la oficina presidencial.

Lichtman señaló que el Cártel de Sinaloa, del cual era líder su cliente, pagó sobornos al expresidente Felipe Calderón y al actual presidente de México Enrique Peña Nieto. En una respuesta inmediata, ambos funcionarios señalados negaron tales acusaciones.

Resultado de imagen para peña nieto

Sin embargo, una declaración más conmocionó a todos: el verdadero jefe del Cártel de Sinaloa es Ismael Zambada García El Mayo.

‘La verdad es que el Chapo no controlaba nada, Mayo Zambada lo hacía’, declaró Lichtman en la corte. ‘Mayo puede lograr que la gente sea arrestada y que el ejército y la policía de México maten a quien él quiera’.

Asimismo, aseguró que su cliente es un chivo expiatorio del gobierno de México, al que ya había acusado de recibir cientos de millones de dólares en sobornos de manos de El Mayo.

Resultado de imagen para chapo guzman

El Mayo, quien ya era un capo reconocido cuando El Chapo apenas comenzaba su ascenso en la estructura del narcotráfico, actualmente tiene alrededor de 70 años de edad y es el narcotraficante más veterano de las cabezas del crimen organizado en México. Antonio Mazzitelli, de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito en México, calificó a Zambada como ‘el patriarca’.

En la década de 1970, cuando el capo colombiano Pablo Escobar iniciaba su carrera, El Mayo ya era mencionado en un caso judicial en Estados Unidos; y a diferencia del colombiano, el mexicano nunca ha sido arrestado.

En 2010 el Departamento del Tesoro de Estados Unidos declaró que una red de negocios en México de la exesposa e hijos de El Chapo funcionaba como un centro de lavado de dinero. Pese a ello, la mayoría de las empresas continúan en funcionamiento.

La relación entre El Mayo y El Chapo es larga y cercana. Zambada apoyó a Guzmán Loera contra los Arellano Félix durante la década de 1990 y contra los Guzmán Leyva de principios de 2000 y hasta la fecha; y Guzmán Loera apoyó a Zambada cuando extraditaron a su hijo Vicente Zambada Niebla El Vicentillo, a Estados Unidos.

Resultado de imagen para arellano felix

De acuerdo con información de El Universal, la supuesta hija de El Chapo, Rosa Isela Guzmán Ortiz, declaró a The Guardian que ella y El Vicentillo estuvieron casados y procrearon familia. Ante ello, se confirma que los líderes del Cártel de Sinaloa no solo son socios, sino familia.

Otro ejemplo de lo estrecha de su relación tuvo cabida en 2016, luego de la última captura de El Chapo, cuando El Mayo operó el rescate de los hijos de Guzmán Loera cuando fueron secuestrados en La Leche, un restaurante ubicado en Jalisco.

Y hasta nuestros días, la última fotografía pública de Ismael Zambada El Mayo, se logró luego de que el periodista Julio Scherer lograra una entrevista con el narcotraficante en 2010. En ella, Zambada declaró que nunca sale de la sierra y que no le gustan las fiestas.

También le confesó a Scherer que todo el tiempo vive con el miedo de ser atrapado. Sin embargo, luego de 50 años en el negocio del tráfico de droga, nunca ha pisado la cárcel.

Ismael Zambada García nació en 1948 en la comunidad del Álamo en Culiacán, Sinaloa, y desde los 16 años se dedica al negocio de la droga. Tiene cinco décadas de experiencia en el tráfico de estupefacientes y al menos tres como líder –junto con El Chapo– del Cártel de Sinaloa, la organización criminal con mayor influencia en el país y con el dominio más importante de narcotráfico a nivel global.

Con respecto a su carrera en el narcotráfico, El Mayo ha trabajado de cerca no sólo con el Cártel de Sinaloa, sino también con el Cártel de Juárez de los Carrillo Fuentes y con los hermanos Arellano Félix en el Cártel de Tijuana.

De acuerdo con información de Vanguardia, sus registros biográficos en la Librería del Congreso de Estados Unidos lo describen como ‘un exgranjero con un amplio conocimiento agrícola y botánico’ que aprendió cómo ‘enganchar su negocio al de otras organizaciones más grandes’ para entrar de lleno al mundo del tráfico de drogas.

Sin embargo, la carrera criminal de Zambada inició de mano de Amado Carrillo Fuentes, El Señor de los Cielos, quien se presume falleció en julio de 1997 durante una cirugía estética. Gracias a él, El Mayo pudo operar bajo el mando de Miguel Ángel Félix Gallardo, El Jefe de Jefes, líder del Cártel de Guadalajara, la primera gran organización de tráfico de drogas del país.

Resultado de imagen para carrillo fuentes

Entre 1970 y 1980, el Cártel de Guadalajara dominó el negocio del narcotráfico y controló las actividades de varias familias dedicadas a esta actividad ilícita: los Caro Quintero, los Zambada, los Beltrán Leyva, los Carrillo Fuentes y los Arellano Félix.

Resultado de imagen para caro quintero

Tras la captura de Miguel Ángel Félix Gallardo en 1989, el Cártel de Guadalajara se dividió y dio origen a tres organizaciones: el Cártel de Sinaloa, el Cártel de Juárez y el Cártel de Tijuana; cuyos líderes fueron seleccionados de entre esas familias.

Ismael ‘el Mayo’ Zambada jugó un papel fundamental para que, en sus inicios, hubiera lazos de amistad entre esas tres organizaciones. Ya en las filas del Cártel de Sinaloa –aliado con El Chapo y con Juan José Esparragoza, El Azul– fue socio del Cártel de Tijuana y de Juárez. La primera sociedad terminaría en la misma década de 1990 y la segunda en 2004.

Estados Unidos lo describe desde la década de 1980 como un importante capo de la droga, aún antes de que en los registros de ese país apareciera Joaquín Guzmán Loera. Se le identificó como uno de los narcotraficantes mexicanos con más vínculos con organizaciones colombianas para el tráfico de cocaína a Estados Unidos y actualmente, el Departamento de Estado reconocen su dominio en el mercado de la heroína.

Con información de El Universal, BBC Mundo y Vanguardia.

Comentarios
Cargando...